Foto cavani. LO QUE NO SE VIO DE LA LESIÓN DE NEYMAR